In Descifrado

Estaba a flor de piel. Solo faltaba un empujoncito para que la pelea se diera a plena luz del día. Una pelea desde los tiempos en que el economista Nóbrega trabajaba para un sector de la Banca enfrentado al polémico banquero del Banco Venezolano de Crédito. Faltaba entonces la gota que derramara el vaso. Y sucedió hoy, al menos desde el punto de vista de Tobías Nóbrega, ministro de Finanzas. Un titular mal hecho fue el detonante de esta pelea que ahora culminará en los tribunales, según anunció hoy Nóbrega.


El diario El Universal títuló ‘Nóbrega es cínico y corrupto’ y le atribuye esas declaraciones a Oscar García Mendoza, presidente del Banco Venezolano de Crédito. Pero, cuando uno va al texto dice ‘Venezuela no ha tenido ni tiene recuperación económica, lo que tiene es un régimen perfectamente irresponsable, cínico y corrupto, que despilfarra los mayores ingresos petroleros de nuestra historia para ganar adhesiones políticas’. O sea, la declaración no va dirigida directamente al Ministro, aunque en privado los banqueros, en general, digan de Nóbrega lo que el titular de El Universal dice hoy.
Tobías Nóbrega reconoció en sus declaraciones la falta de congruencia entre el título y el texto de la noticia, pero igual se descargó y dijo entre otras perlas, lo siguiente:


1- Va a demandar a García Mendoza por difamación, al menos que demuestre que no dijo eso. ‘En ese caso sería responsabilidad de los periodistas que trabajaron la nota, del periódico. Igual que pasó con el caso de Alicia La Rotta (periodista de El Universal) y el cuadro de Reverón’. Dijo que ya inició conversaciones con abogados amigos, quienes lo asistirán en la demanda, porque no tiene los recursos para pagar sumas millonarias en asesoría legal.
2- ‘El Sr. Oscar García Mendoza Velutini – sí, Velutini para hacerle honor a su madre- es un funcionario de un banco privado. Es un empleado con excelente remuneración, pero no es el dueño del banco’.
3- Denunció que el banco que preside Mendoza sí sabe ‘de prácticas delictivas, de manipulaciones. Por algo quedaron fuera de una de las ofertas de bonos públicos’.
4- ‘Es un mitómano y tiene una doble moral’. Dijo que García Mendoza siempre es uno de los primeros en criticar las emisiones de títulos del Estado y luego el banco que representa, por debajo de la mesa, es uno de los más activos demandantes de los bonos públicos.
5- Le recomendó que dejara el papel de empresario preocupado y se inscribiera de una vez en el CNE.
6- Habló de los créditos indexados, del papel que jugó García Mendoza durante el paro de diciembre 2002 y enero 2003, de cómo esa acción ‘perjudicó a los clientes del Banco Venezolano de Crédito’. También mencionó las declaraciones de apocalípticas en las que siempre incurre el banquero y por otro lado su banco sigue funcionando como si nada. De esas y muchas cosas más habló el titular de la cartera de Finanzas.


Las cartas están echadas. Desde hace mucho tiempo. Por ejemplo, en los tiempos del paro, cuando desde el seno del Gobierno se diseñaba algún tipo de iniciativa contra la Banca por haberse sumado a la protesta, se pensó en el banco de García Mendoza como objetivo a atacar. ¿Qué pasará ahora?

Recommended Posts
Ignacio SalvatierraCarlos Gill