In Uncategorized

Por Maibort Petit

    El Tribunal del Distrito Este de Nueva York, en Brooklyn, sentenció a 45 años de prisión al narcotraficante colombiano, Dairo Antonio Úsuga David, alias ‘Otoniel’, exlíder del Clan de Golfo, quien en enero pasado se declaró culpable de tres cargos de tráfico de drogas en un juzgado de Nueva York.

   La juez Dora Irizarry dijo que Úsuga David había hecho mucho daño a la sociedad norteamericana exportando por décadas cocaína a los Estados Unidos. Los fiscales habían solicitado  cuatro décadas y media de cárcel para el acusado que fue procesado por delitos de narcotráfico y otros cargos, que lo podrían haber llevado a una condena de cadena perpetua.

   Durante la audiencia de la sentencia, la juez Irizarry fue clara al señalar que durante la carrera criminal de alias Otoniel se generó violencia en Colombia, y que gozando del poder que le daba el narcotráfico se enriqueció y ordenó la muerte para funcionarios públicos, incluyendo a fiscales del Ministerio Públicos y agentes de la ley que lo perseguían por sus crímenes.

   La magistrada dictó sentencia por los tres cargos principales que lo obligarán a permanecer en prisión por una largo período. La defensa pidió clemencia argumentando que el acusado creció en medio de la pobreza y la violencia en Colombia.

   La juez contraargumentó que la violencia va de la mano con el narcotráfico y que era justo y apropiado la petición de la fiscalía de condenarlo a 45 años de prisión. Asimismo, la magistrada reiteró que Otoniel permanecerá bajo estrictas medidas administrativas debido a los riesgos que implica el condenado, revelando que inclusive, hay personas que quieren comunicarse con él para influir en el escenario que se vive en Colombia.

  La defensa también argumentó que alias Otoniel tiene un cuadro médico delicado, y que está sufriendo de una hernia, divertículitis y hemorroides.

   Antes de ser sentenciado Dairo Antonio Úsuga David tomó la palabra y pidió perdón a Colombia, a los colombianos, a los Estados Unidos y a todos aquellos que fueron víctimas de sus acciones, de las drogas, y en particular a su familia que sufrió por sus acciones y crímenes.

Culpabilidad

   En su declaración de culpabilidad de fecha 25 de enero de 2023,  Dairo Antonio Úsuga reconoció que el Clan del Golfo envió a Estados Unidos 96,8 toneladas de cocaína a través de rutas de Centroamérica y México.

  Darío Antonio Úsuga David, también conocido con los alias de “Otoniel”, “Mao”, “Gallo” y “Mauricio-Gallo”, aceptó pagar 216 millones de dólares de indemnización y 22 millones de dólares más en multas.

 Los representantes del gobierno estadounidense dijeron que Dairo Antonio Úsuga, alias Otoniel, posee una larga carrera criminal, que se extendió durante cerca de dos décadas, en las cuales estuvo al mando de “una poderosa y violenta organización terrorista, paramilitar y narcotraficante con operación en Colombia”.

 Los fiscales  argumentaron que Otoniel fue “responsable de distribución generalizada de cargamentos de cocaína de Colombia para su importación final a los Estados Unidos”.

 Dentro de los antecedentes esbozados para pedir la condena de Otoniel, la fiscalía argumentó que Otoniel también hizo parte de organizaciones como las AUC, grupo paramilitar al que las autoridades norteamericanas citan en la misiva como “piratas y mafiosos que participaron en el conflicto armado colombiano al igual que las Farc”.

 Otoniel se declaró culpable el 25 de enero de 2023, luego de haber negociado con los fiscales, aceptando que es responsable de las operaciones de tráfico de drogas, que eran ilegales y afectaron la salud de los estadounidenses. La declaración de culpabilidad dice que a pesar de saber que era un delito,  ejecutó alianzas con varios carteles para transportar drogas a los Estados Unidos.

  El líder del Clan del Golfo, anteriormente conocido como “los Urabeños”, estaba al frente de la organización criminal que mantenía 28 rutas de narcotráfico, así como alianzas con otros grupos delincuenciales, de acuerdo a lo revelado poco después de su captura en 2021 por la Policía Nacional de Colombia[1].

Departamento de Justicia de EE. UU. 

   Se sabe que a través de la Ruta de Santander estaba conectado con el narcotráfico venezolano. El Clan del Golfo mantiene actividades en toda América, a saber, en Estados Unidos, México, Honduras, Panamá, Costa Rica, República Dominicana, Brasil, Guatemala, Nicaragua, Venezuela y El Salvador. Asimismo, en Europa, opera en Bélgica, España, Países Bajos, Alemania, Francia, Portugal, Polonia, Grecia, Irlanda, Inglaterra, Italia, Albania y Ucrania. Se indicó en aquel momento que también la organización cuenta con tres rutas hacia Irán, Emiratos Árabes Unidos y China[2].

    Alias “Otoniel” se constituye en una figura que envuelve más de 120 procesos abiertos por diversos crímenes, entre ellos homicidio múltiple agravado, secuestro múltiple agravado, secuestro y concierto para delinquir. Está señalado, incluso, de abuso sexual infantil, así como a mujeres. Por este último delito, las autoridades pudieron seguir su rastro.

  La justicia de Estados Unidos condenó a Darío Antonio Úsuga David por haber enviando hasta su territorio toneladas de cocaína junto a socios a través de distintas rutas que incluyen a Colombia, Venezuela, Ecuador, Guatemala, Panamá, Honduras, Costa Rica, Nicaragua, México.

Sobre “Otoniel”

  El 23 de junio de 2015 los fiscales federales para los distritos Sur de la Florida (SDFL), Este de Nueva York (EDNY), conjuntamente con la Dirección Regional de la Zona de los Andes de la Administración Antinarcóticos de los Estados Unidos (DEA), anunciaron la apertura de cinco acusaciones formales en los tribunales federales en Brooklyn,  Nueva York y en Miami, la Florida, contra 17 supuestos jefes y asociados banda criminal colombiana más grande y con mayor influencia, a saber, el Clan Úsuga. 

  El grupo de personas fueron imputadas del manejo de empresas criminales continuas, participación en conspiraciones internacionales de tráfico de cocaína y de usar armas de fuego para llevar a cabo sus delitos de narcotráfico. Previo a esto habían sido designados por el presidente de los Estados Unidos y el Departamento del Tesoro, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) como narcotraficantes específicamente designados de acuerdo con  la Ley de Nombramiento de Capos Narcotraficantes Extranjeros. Asimismo, el Departamento de Estado ofreció una recompensa de USD 5 millones por información que llevara a su arresto y condena de Dairo Antonio Úsuga David, alias “Otoniel”[3].

  Tras su traslado a EE. UU. se inició su procesamiento judicial en el Distrito este de Nueva York que concluyó este martes 8 de agosto con la condena a 45 años de prisión de uno de los más peligrosos narcotraficantes de la historia de Colombia.

   Tal como lo refieren los registros del Departamento de Estado, Darío Antonio Úsuga David es, presuntamente, uno de los líderes de El Clan Del Golfo, organización criminal que anteriormente como “Los Urabeños” o “Autodefensas Gaitanistas de Colombia”, un “cártel de la droga colombiano fuertemente armado y extremadamente violento compuesto por ex-miembros de organizaciones terroristas que no se desmovilizaron como parte del proceso de justicia y paz” promovido por el gobierno de Colombia.

  Se advierte que esta organización se vale de la violencia y la intimidación para controlar las rutas del narcotráfico, los laboratorios de procesamiento de cocaína, los puntos de partida de lanchas rápidas y las pistas de aterrizaje clandestinas. Se indica que operan en 13 de los 32 departamentos de Colombia, especialmente al noroeste del país, destacando el hecho de que, durante una guerra territorial con una organización criminal rival por las rutas del narcotráfico, los homicidios se dispararon un 443 por ciento en dos años[4].

  Usuga-David, catalogado por el expresidente neogranadino, Iván Duque, como el «narcotraficante más temido del mundo», fue capturado en octubre de 2021, lo que significó un duro golpe al Clan del Golfo. De esta manera se le puso fin a una persecución que se extendió por seis años, captura que el mandatario comparó con la Pablo Escobar en la década de 1990. “Es un asesino de policías, militares y líderes sociales, así como un reclutador de menores; también es conocido por la locura que lo llevó a abusar de niños y adolescentes de manera recurrente”[5].

  Su extradición se produjo sorpresivamente este 4 de mayo de 2022, luego de que el Consejo de Estado de Colombia levantara la suspensión que mantenía al envío del narcotraficante los Estados Unidos. Todo en medio de una situación fuera de lo común, toda vez que la legislación colombiana establece que los detenidos deben ser notificados de su traslado con 10 días de antelación. Su reclusión en suelo neoyorquino está prevista en el Centro Metropolitano de Detención de Brooklyn (MDC).

 Antes de ser entregado a las autoridades de EE. UU., alias “Otoniel” debió suministrar información valiosa  en Colombia y el expresidente Duque subrayó la obligación del narcotraficante de seguir colaborando con la justicia colombiana. Había suministrado el nombre de 64 políticos, exmandatarios regionales y funcionarios presuntamente relacionados con el paramilitarismo, según medios colombianos.

La acusación sustitutiva de 1015

  En el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Este de Nueva York cursa una acusación sustitutiva contra Darío Antonio Úsuga-David, también conocido como “Otoniel”, “Mao”, “Gallo” y “Mauricio-Gallo”; Daniel Rendón Herrera, también conocido como «Don Mario; Jairo de Jesús Durango Restrepo, también conocido como «Gua Gua»; Roberto Vargas Gutiérrez, también conocido como «Gavilán»; Carlos Alberto Moreno Turberquía, también conocido como «Nicolás»; Arístides Manuel Mesa Páez, también conocido como «El Indio»; Luis Orlando Padierna Peña, también conocido como «Inglaterra»; Jobanis de Jesús Ávila Villadiego, también conocido como «Chiquito» y «Chiquito Malo»; César Daniel Anaya Martínez, también conocido como «Tierra»; Yony Alberto Grajales Álvarez, también conocido como «Guajiro» y «Paisa»; y Ramiro Caro Pineda, también conocido como «Nolasco» y «Hugo», presentada el 12 de agosto de 2015.

   Refiere la misma que el Gran Jurado que el grupo narcotraficante “Los Urabeños” es una organización paramilitar y de tráfico de cocaína con sede en Uruba, Colombia, la cual estuvo involucrada en envíos de varias toneladas de cocaína desde Colombia a México y América Central para su importación final a los Estados Unidos; coordinaron la producción, compra y traslado de cargamentos de cocaína, así como la recepción de cargamentos de cocaína en México y Centroamérica; controlaban el territorio en varias áreas de Colombia e imponían un «impuesto» a los narcotraficantes que operaban en las regiones bajo su control. Asimismo, emplearon sicarios para perpetrar actos de violencia, incluidos asesinatos, asaltos y secuestros.

  Sobre Darío Antonio Úsuga David refiere que dirigió la cita organización criminal junto a Daniel Rendón Herrera.

   La acusación comprende dos cargos, a saber, el de Empresa Criminal Continua el cual comprende varias violaciones: Conspiración internacional de fabricación y distribución de cocaína; así como las violaciones comprendidas del 2 al 32 referidas a la Distribución internacional de cocaína. Entretanto, el segundo cargo es por Uso de armas de fuego para fomentar el narcotráfico.

  Con respecto al primer cargo, la acusación de reemplazo dice que, entre junio de 2003 y diciembre de 2014, en jurisdicción extraterritorial de los Estados Unidos, Darío Antonio Usuga-David, Daniel Rendón Herrera, Jairo de Jesús Durango Restrepo, Roberto Vargas Gutiérrez, Carlos Alberto Moreno Tuberquía, Arístides Manuel Mesa Páez, Luis Orlando Padierna Peña, Jobanis de Jesús Ávila Villadiego, César Daniel Anaya Martínez, Yony Alberto Grajales Álvarez y Ramiro Caro Pineda, se involucraron a sabiendas en una empresa criminal continua en violación a lo establecido en el Título 21, Código de los Estados Unidos, Secciones 846, 848(e), 952(a), 959(a), 960 y 963.

  Los acusados ocupaban un cargo de supervisión y dirección, cometiendo una serie de violaciones por las cuales obtuvieron cuantiosos ingresos y recursos.

   Entre 2003 y 2014, los acusados conspiraron para fabricar y distribuir cinco kilogramos o más de una sustancia que contenía cocaína, una sustancia controlada de la Lista II, con la intención y de importarla a los Estados Unidos.

  En las citadas fechas, los acusados distribuyeron cocaína con la intención de importarla ilegalmente a EE. UU. de la manera que se describe a continuación:

  También entre 2003 y 2014, los acusados cometieron uno o más delitos punibles, conspiraron para matar y provocar el asesinato intencional de una persona o más, a saber: líderes, miembros y asociados de empresas rivales organizaciones narcotraficantes, en violación del Título 21, Código de los Estados Unidos, Secciones 848(e)(l)(A) y 846.

  Respecto al segundo cargo, los acusados y otros, a sabiendas, usaron y portaron una o más armas de fuego durante la comisión del delito de narcotráfico, delito imputado en el Cargo Primero. Entre el armamento fue blandido y disparado estaba una ametralladora.

REFERENCIAS

[1] El País. “Los ‘tentáculos’ del ‘Clan del Golfo’: Así eran los nexos de ‘Otoniel’ con mafias internacionales”. 3 de noviembre de 2021. https://www.elpais.com.co/judicial/los-tentaculos-del-clan-del-golfo-asi-eran-los-nexos-de-otoniel-con-mafias-internacionales.html

[2] La Opinión. “Las conexiones internacionales del ‘Clan del Golfo’”. 3 de Noviembre de 2021. https://www.laopinion.com.co/colombia/las-conexiones-internacionales-del-clan-del-golfo

[3] Departamento de Estado. “Diecisiete Supuestos Jefes Y Asociados Del Clan Úsuga Acusados Formalmente Como Parte De Un Golpe Coordinado En Brooklyn Y Miami Contra El Grupo Bacrim Narcotraficante Y Armado Colombiano Más Grande Y Con Más Influencia”. 23 de junio de 2015. https://www.justice.gov/opa/pr/diecisiete-supuestos-jefes-y-asociados-del-clan-suga-acusados-formalmente-como-parte-de-un

[4] Departamento de Estado. Dario Antonio Usuga David (Captured). 25 de octubre de 2021. https://www.state.gov/narcotics-rewards-program-target-information-wanted/dario-antonio-usuga-david/

[5] Atalayar. “The Colombian government puts the Gulf Clan in check with the capture of ‘Otoniel’». 24 de octubre de 2021. https://atalayar.com/en/content/colombian-government-puts-gulf-clan-check-capture-otoniel

Tomado de Justicia de EE. UU. condena al líder del Clan del Golfo, alias Otoniel a 45 años de cárcel

Recommended Posts