In Uncategorized

Los inversionistas extranjeros no se animan a invertir en el Parque Eólico debido a la legislación estatista del chavismo y la por poca transparencia en la comercialización de la energía eléctrica en Venezuela.

Redacción | Primer Informe

El régimen de Nicolás Maduro busca avanzar en su meta de privatizar los bienes públicos del Estado, en especial los proyectos que quedaron sin culminar o que nunca se pusieron en funcionamiento. Este es el caso del Parque Eólico Paraguaná, un complejo que comenzó a construirse en 2005 y que nunca se terminó, quedando en el olvido y sin mantenimiento.

Según información exclusiva de Petroguia, en el Ministerio de Petróleo venezolano y dentro de la estatal PDVSA, se están haciendo innumerables esfuerzos para lograr que el proyecto de aerogeneradores instalados hace más de 10 años, sean asumidos por firmas privadas.

Si el proyecto puede ponerse en funcionamiento, sumaría unos 140 megavatios al sistema eléctrico nacional, de vital importancia para la zona donde está ubicado, debido al desarrollo de la actividad turística.

La decisión sobre el Parque Eólico Paraguaná, evidencia nuevamente la incapacidad y corrupción dentro del régimen chavista. Sobre este proyecto existen múltiples denuncias de que los aerogeneradores nunca fueron encendidos y quedaron sin avances.

Para noviembre del 2016, Venezuela había invertido 200 millones de dólares en este proyecto que, al día de hoy, de 100 MW que puede generar, tan sólo produce 31.2 MW, lo que no corresponde ni al 1% de energía del sistema eléctrico nacional.

Actualmente, en el área tan sólo están instalados 24 aerogeneradores, de los 76 que contempla el proyecto final.

LEA TAMBIÉN: Aparición de consorcio brasilero puede torpedear negociación de Luis Giusti por refinería de Curazao

Apuros en PDVSA

El informe de Petroguia refleja los ‘peros’ que han puesto los inversionistas al proyecto. Las compañías extranjeras que han mostrado interés señalan tres limitantes para desarrollar cualquier negociación. Principalmente señalan a las sanciones de Estados Unidos, que podría castigar a las empresas si hacen negocios con el régimen venezolano.

En segundo lugar, los inversionistas ven una legislación que rige el sector eléctrico, marcada por artículos fuertemente estatistas, lo que no les da ninguna garantía de que se respete lo invertido.

Finalmente, las empresas dicen que en Venezuela existe un grave problema de indefinición de un esquema tarifario claro y transparente.

PDVSA se ha mostrado desesperada por desarrollar el proyecto, así sea con socios extranjeros, debido a la necesidad de un sistema de generación alterno de electricidad en Paraguaná, para que sumen a las decaídas plantas refinadoras del Complejo Refinador Paraguaná, específicamente las plantas de Amuay y Cardón.

 

Si quieres recibir en tu celular esta y otras noticias de Venezuela y el mundo descarga Telegram, ingresa al link https://t.me/primerinforme y dale click a +Unirme.

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de

Parque Eólico Paraguaná
o similares.

Tomado de El negocio que quiere hacer PDVSA con un parque eólico abandonado por el chavismo

Recent Posts