In Uncategorized

Por Catherina Vivienne Usar Hiebaum
Militante del partido de la Libertad FPOE de Austria
Fan y seguidora de Javier Milei

Cuáles son las principales banderas de los libertarios, que se identifican con el liberalismo puro. El testimonio de un joven argentino y el análisis de una socióloga.

La bandera de Gadsden es una bandera de origen estadounidense.​ Es una bandera de fondo amarillo, en cuyo fondo centro hay una serpiente cascabel en espiral y en posición defensiva. Bajo la serpiente se lee la frase «Dont [sic] tread on me»,1​ que puede traducirse al español como «No pases sobre mí» o «No me pises».

La bandera lleva el nombre del político Christopher Gadsden (1724-1805), que la diseñó en 1775 durante la Revolución americana.​ Fue utilizada por los Marines Continentales como una de las primeras banderas de lema, junto con la bandera de Moultrie.

La bandera de Gadsden es conocida en la cultura popular estadounidense y también es reconocida en otros países. Como símbolo, representa el constitucionalismo, el liberalismo clásico y el libertarismo. Puede representar también sentimientos de rebeldía, normalmente frente al Estado. Ocasionalmente también se ha utilizado por grupos de extrema derecha.

La bandera de Gadsden, insignia del libertarismo

Somos jóvenes y no nos sentimos representados por los partidos políticos tradicionales. Activos en las redes sociales, sus burbujas de información son muy diferentes de las de muchos de nuestros coetáneos. Abogamos por el achicamiento del Estado a su mínima expresión y, en algunos casos, por su desaparición. En la arena mediática, nos identificamos con Javier Milei y otros con José Luis Espert los agresivos economistas que frecuentan los programas de televisión. Son los libertarios, que por ahora tienen más eco en los medios tradicionales y sociales que en el escenario político y quienes nos representan con nuestros intereses.

La filosofía libertaria es portada, de acuerdo a la socióloga Eliana Escudero, por aquellas personas que “nunca han creído necesitar al Estado”. De clases media-alta y alta, son millennials centennials que le dan la espalda al modelo kirchnerista por “populista” y se encuentran desilusionados con el gobierno de Cambiemos por haberse “quedado corto” con el ajuste.

Nos distingue el lema “No me pisotees”, acompañado por una serpiente. Estos símbolos tienen su origen en la bandera que el general Christopher Gadsden entregó a la Armada independentista estadounidense en 1775, durante la guerra por la independencia. El significado remite a que el Estado “pisotea” a los individuos con las restricciones a la libertad individual. Es común ver en las redes sociales, especialmente en Twitter, a usuarios con nombres acompañados de la serpiente verde.

Qué defienden

Los libertarios creen que las competencias del Estado deben reducirse a brindar justicia, seguridad y educación. Piden la abolición de los impuestos y la libre portación de armas como derecho básico para poder defender la propiedad privada. “No te metas en mi vida, porque me voy a defender”, explica el estudiante sobre lo que representa la bandera con la serpiente, y lo enlaza con el uso de armas. En cuanto a las ayudas sociales, estas deben ser a su juicio “mínimas y temporales”.

En la Declaración de Principios del PL se exige la eliminación del financiamiento a la Iglesia Católica, ya que, según dicen, así como creen en la libertad de cultos, también defienden el igual trato a todos ellos.

La despenalización de la producción, el comercio y el consumo de drogas también está entre sus principios. En contra de la implementación de la Educación Sexual Integral (ESI), no hay consenso en los libertarios en cuanto a la legalización del aborto.

La incógnita de cara al futuro

Sumado a la desilusión con el gobierno de Mauricio Macri segun los estudiantes argentinos, la socióloga consultada plantea que una explicación de estas expresiones “de extrema derecha” puede ser que son una respuesta a la gran politización implementada en la juventud por los gobiernos kirchneristas. Más allá de la difusión de su ideario, y con cierta cautela, Escudero opina que los procesos históricos que hemos pasado en nuestro país nos señalan que ideologías de este tipo no suelen tener grandes efectos electorales.

Para el 2023 empecemos a cambiar la mentalidad, concentrándonos en una Batalla Cultural por un Libertarismo activo.

Con mi futuro Presidente Liberal austriaco. Norbert Hofer y le deseamos mucha suerte a JAVIER MILEI

Tomado de Por que los jóvenes nos convertimos en Libertarios: Mi análisis desde Europa hacia Argentina

Recent Posts